TROMBOSIS VENOSA PROFUNDA Y CIRUGÍA

Las complicaciones post quirúrgicas, pueden ser gravemente amenazadoras para la salud del paciente, después de que la intervención haya sido completada con éxito.

 

Alguna de estas complicaciones, pueden causar un daño considerable o incluso pueden llegar a ser potencialmente mortales.

 

La trombosis venosa profunda, es una situación clínica causada por un coágulo sanguíneo en un vena profunda.

 

Estos coágulos, pueden causar dolor e hinchazón, y en los casos más desgraciados pueden llegar a ser muy peligrosos, por su capacidad para producir una Embolia Pulmonar.

 

Estos, pueden formarse después de una intervención quirúrgica, especialmente cuando los pacientes, están obligados a estar encamados o en una silla de ruedas por un periodo de tiempo significativo, y todo ello como producto de una Cirugía.

 

Activar los músculos al caminar, puede ser suficiente para promover el flujo sanguíneo y prevenir la coagulación, pero en muchos pacientes de Cirugía, esto no es posible, y los coágulos, pueden aparecer, también cuando no se tomen las precauciones necesarias.

 

Estos, se pueden formar en las venas profundas de la pierna de una persona, generalmente en la cavidad pélvica o en la arteria femoral.

 

Si una parte del coágulo o uno entero, se desplaza de su ubicación inicial, se convierte en un émbolo que puede viajar y provocar la coagulación de otras áreas del cuerpo. 

 

Si este émbolo llega a los pulmones, puede causar una Embolia Pulmonar, que es potencialmente mortal.

 

Una situación de este tipo, no solamente causa daños a los pulmones, sino que puede producir efectos nocivos y adversos, en otras partes del organismo humano.

 

Una Embolia Pulmonar, puede causar no solamente dificultades de respiración, si no también daños al tejido pulmonar.

 

Sin embargo, una embolia y una trombosis venosa profunda, no siempre producen síntomas que actúen como advertencia para el paciente, y si esta, no es detectada a tiempo, puede llegar a ser mortal para la víctima.

 

Por todo ello es esencial, que un paciente que haya sido objeto de una intervención quirúrgica, sea consciente de sus riesgos y de las posibles complicaciones que pueden suceder en el periodo post operatorio.

 

 

Fdo: José Alberto Andrío Espina

 

aa-indemnizaciones.com

Esta entrada fue publicada en Errores hospitalarios. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a TROMBOSIS VENOSA PROFUNDA Y CIRUGÍA

  1. manuel dijo:

    el 11 de junio tuve rotura muscular,y esto me provoco una tvp afectando la vena femoral e iliaca hoy dia sigo con el trombo el cual se mantiene en su sitio siendo permeable.¿que podria hacer yo?gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


− 1 = siete

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>